DMC

Nueva Orleans

French Quarter
St. Louis Cathedral
Nueva Orleans es una ciudad única pues es cautivante, excepcional y seductora en su espíritu risueño. Todo muy peculiar de una tierra que es una encrucijada de diferentes mundos que chocaron para convertirse en uno de los mejores destinos turísticos de los Estados Unidos. Nueva Orleans, la capital de Luisiana, Estados Unidos es un poco diferente. Tiene raíces francesas, con toques del Caribe y una fuerte influencia africana. Así floreció una cultura que nos brinda una cocina espirituosa y familiar y una musicalidad poco vista en otros lugares del mundo.
Nueva Orleans tiene un ritmo único una banda de jazz, el calor de la calle Bourbon Street y el Festival Mardi Gras o los muchos bares y discotecas de Jazz en French Quarter.

Los que vienen aquí quieren exactamente eso, una fiesta sin fin. Por lo tanto, espere ver muchos jóvenes en las calles y especialmente los amantes de la buena música.
La ciudad más divertida y auténtica de los EE.UU.
Pasea en un Monumento Histórico Nacional - el tranvía St. Charles Ave ofrece un relajante viaje panorámico de mansiones señoriales y centenarias encinas.
Lugar de nacimiento del jazz. Actuaciones musicales en vivo.
El Barrio Francés, el barrio más antiguo de la ciudad es Monumento Histórico Nacional.
Tomar un paseo en bicicleta a lo largo del río Mississippi, dar de comer a un cocodrilo o viajar a través del tiempo con las historias de esta ciudad histórica.
Ofrece una de las más increíbles - y muy diversas - concentraciones de restaurantes.

Nueva Orleans es un gran escenario. Ven a ser parte de él.