DMC

Nueva Orleans

Golden Bridge
Cable Cars
Victorian Houses
Bienvenidos a la ciudad más liberal de los Estados Unidos, donde puedes decir lo que piensas y hacer lo que quieras. Al llegar te darás cuenta que a los residentes les encanta la fiesta, que tiene una importante escena culinaria y que probablemente estás en la ciudad más bonita de los Estados Unidos.
Sin embargo lo que realmente te va a llamar la atención son sus habitantes. Si la idea Americana de mezclas de culturas es evidente en esta nación, lo es más en San Francisco, aquí funciona. Una vez que hayas comprado en las tiendas del centro, te hayas montado en el Cable Car, sin duda uno de los símbolos de esta ciudad (una especie de tranvía con un mecanismo muy especial) y hayas navegado hasta Alcatraz, salte de las típicas rutas y explora sus peculiares barrios.

Considerado durante mucho tiempo como la capital de la Costa Oeste del arte y de la cultura, San Francisco es conocida por su riqueza en las artes escénicas. La ciudad tiene unas famosas orquesta, ópera, festival de cine, teatro y ballet, con todo, la oferta cultural no termina ahí. Encontrarás la vanguardia de la danza, comedia y música por toda la ciudad de San Francisco y en toda el área de la Baya.
Te dejarás el corazón en San Francisco. La fiebre del oro transformó este pueblo de pescadores en la internacionalmente famosa ciudad de San Francisco de la noche a la mañana.
El puente “Golden Gate” es una de las siete maravillas del mundo moderno e el monumento más famoso de San Francisco.
Los Cable Cars son el símbolo de la ciudad, sin cambios desde su creación en 1873, son una aventura que no te puedes perder.
Alcatraz, esta infame prisión situada solamente a una milla y media de “Fisherman’s Wharf” es una de las atracciones más populares de la ciudad.
San Francisco cuenta con más de 200 edificios de interés histórico, 11 distritos históricos y 14.000 casas victorianas.
“Union Square” es una de las zonas comerciales más importantes de la nación.

Explora, camina y descubre como es en realidad “Fisherman’s Wharf”. En el barrio de Chinatown, resiste la tentación de seguir al resto y atrévete a inventar tu propio itinerario. Nunca lo mismo, siempre San Francisco.